domingo, 18 de octubre de 2009


BECARIOS: NO SÓLO SIRVEN PARA HACER FOTOCOPIAS Y LLEVAR CAFÉS


Una manera económica y útil de cubrir vacantes, es la contratación de becarios. Normalmente las propias universidades ponen a nuestro alcance  sistemas  para encontrarlos  (FEUGA y FUAC... por ejemplo, dentro de las existentes en al ámbito autonómico). Se trata de alumnos que aun no han terminado  su carrera y desean tener algún tipo de experiencia laboral a ser posible en el ámbito de su titulación.

Como empresarios  puede resultarnos muy rentable formarlos ya que perder algo de tiempo en esta tarea puede traernos resultados muy ventajosos. Además, para nosotros resultan una manera muy cómoda y económica de cubrir vacantes y digo cómoda y económica porque exceptuando a los becarios de investigación, al resto no es necesario realizarles contrato laboral, lo único que se les hace es un convenio, normalmente con la universidad o escuela de prácticas (casi siempre ya es la universidad o escuela la que se encarga de este trámite)  y lógicamente algún tipo de seguro de responsabilidad civil, por lo tanto, ayudémosles un poco.

Esta formación ha de iniarse ya en el proceso de selección. Debemos conseguir que ésta sea lo más parecida a lo que nosotros entendemos por la elección de un candidato, realizando entrevistas, juegos de rol, pruebas informáticas, entrevistas grupales..., exactamente igual que haríamos con un  posible trabajador con el que deseemos  establecer una relación laboral.

En cuanto a las tareas debemos delegar en ellos, y tener confianza en sus habilidades ante el trabajo y sobre todo ENSEÑARLES; pero lógicamente no podemos esperar que realicen la misma función y en  el mismo tiempo que un trabajador experimentado. No debemos exigirles imposibles, pero tampoco encomendarles las típicas tareas de archivo, fotocopias, y mil recados que nada tienen que ver con la propia organización.

En definitiva, es muy bueno contar con ellos como una oportunidad. No tienen ningún vicio adquirido a la hora de trabajar, son jóvenes con ganas de aprender y normalmente sin aspiraciones económicas excesivamente altas y para nosotros cómodos y baratos, ¿qué más podemos pedir?.

3 comentarios:

BOCI dijo...

Encántame o voso blog.

Mónica y Cristina - Cristina y Mónica dijo...

¡Gracias Boci! Desexamos que che sirva de axuda, ou inda mellor, que non che faga falta, pero... nunca está de máis saber cómo vai o mundo da contratación.

Los Secretos de Alberto dijo...

Estamos completamente de acuerdo. Un saludooooooooo